"El cuento de la Princesa Kaguya" [2013]: El gran adiós del Maestro Takahata

Tras un mes de ausencia en esta sección -y con muchas ganas de seguir compartiendo las reseñas cinéfilas con mis volátiles amantes del séptimo arte- hoy vengo con una película muy actual, a propósito del Festival de cine que está teniendo lugar en Buenos Aires en estos momentos, para que no me digan que siempre posteo filmes de la prehistoria. Y como la poesía no me abandona, el filme de la fecha es la despedida de uno de mis directores de animación favoritos: El cuento de la Princesa Kaguya [2013], de Isao Takahata.


Basada en el cuento popular japonés El cortador de bambú, "El cuento de la princesa Kaguya" constituye la octava y última película de Isao Takahata, uno de los fundadores de Studios Ghibli; quien es actualmente recordado por filmes como La tumba de las luciérnagas, Recuerdos del ayer, Pompoko, Mis vecinos los Yamada). Esta historia en particular comienza cuando una pareja de ancianos campesinos encuentran a una niña diminuta dentro de una planta de bambú, y deciden adoptarla como si fuera su hija. Como el bambú, crece rápidamente y es cuando su padre adoptivo decide llevarla a la ciudad, lugar en que se convierte en princesa y es pretendida por muchos hombres incluido el emperador. Llena de lujos, pero alejada de los que siempre quiso, la princesa descubre una infelicidad que nunca esperó de su estancia en el mundo de los hombres.. y hasta allí les cuento, porque hay más.


Bastante acostumbrada a los filmes de Takahata, he de decir que este me sorprendió mucho, porque es una puesta en escena de toda una trayectoria. A nivel visual, esta película conjuga una variedad de estilos de animación en diversos momentos de la historia, en donde se combina la delicadeza y a veces, violencia de la pintura en acuarela, porque aunque tenga sus dosis de computadora, la apariencia que tiene es de una película hecha a mano. La historia es realmente hermosa y conmovedora; es imposible verla sin pasar por distintos estados de ánimo; y cosa común en este director: aparece un conflicto que no sólo se limita a la narración, sino que cala profundamente en el alma de quien ve el filme, y que a su vez le permite conectar con la heroína de la historia.


Algo más para resaltar en este filme es el manejo del color, que por lo general se mantiene sobre fondos blancos, el trazo es bastante suelto y sutil. Los personajes son muy definidos, y atienden muy bien las líneas generales de uno de los relatos tradicionales más antiguos de Japón.


En cuanto a la música, es alucinante. Si amaron las bandas sonoras de Totoro, la princesa Mononoke y El viaje de Chihiro, esta la van a amar porque se trata del mismo compositor: Joe Hisaishi, que tras una vida de trabajo, es la primera vez que colabora con Takahata para ponerle la guinda a esta producción. 


¿Qué más les puedo decir? pues que la vean, porque tras hacerlo, no van a ser las mismas. "El cuento de la Princesa Kaguya" es poesía animada, una alegoría de la vida, una alegría melancólica que no cesa. Y aunque me entristece saber que esta fue la última película de un maestro de las imágenes, me alegra saber que se despide con toda la magia de su obra.. y además con poesía, para que no lo olvidemos nunca. 


¿Les gusta el cine de animación?¿Qué les pareció la propuesta de hoy?

¡Nos vemos!

10 comentarios:

  1. No soy taaan fan de este tipo de pelis, pero esas ilustraciones son buenisimas! es algo que admiro profundamente de esa cultura. Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En este punto debo decir que la animación trasciende la idea de que sea para niños. Deberías darles oportunidad, ahora es un género bastante rico.
      Beso!

      Eliminar
  2. Tengo que ver esto. No es japonesa, pero viste The Secret of Kells?
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siiiiiiiiiiiiiiii la vi, hace un par de años o más y el veredicto es que la amé. Tanto, que fui corriendo a buscar imágenes del libro de Kells. Y es de las películas que nunca me cansaría de ver.
      Beso!

      Eliminar
  3. Tengo un amigo que siempre me recomienda este tipo de pelis pero cuelgo, justo el otro día la vi en la pagina del BAFICI y captó mi atención, ahora con tu reseña NECESITO VERLA! Así que entra en la lista, voy a ver si este finde la miro :D
    Besotes!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy buena, como dije recopila mucho de la obra artística de Takahata y el cuento es hermoso. Vas a ver que te enamora.
      Esta vez me esmeré para que no dijeran que siempre posteo cosas raras, ajajaja

      Eliminar
  4. Que buena reseña. La peli es muy linda, como decis, es poesia...visualmente hermosa como nos tienen acostumbrados él y Miyazaki y la música...que decir, Hisaishi ♥. Supongo que viste la tumba de las luciernagas, si no, te la recomiendo, es para llorar a moco tendido pero vale la pena. Lei un par de otras reseñas tuyas de peliculas y supe que tenia que suscribirme XD. Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hisaishi es uno de mis compositores de bandas sonoras preferidos! eso de asumir la música como estados del alma me encanta, y se ve a leguas que tiene mucha formación. La tumba de las luciérnagas me la debo, la tengo por ahí guardada, pero del invierno no pasa. Y muchas gracias por suscribirte, acá eres siempre bienvenida :)

      Eliminar
  5. Es tan bella esta película, no me canso de escuchar el soundtrack, todas las imágenes son increíbles, la parte en que ella escapa corriendo hacia la montaña, por dios!! es alucinante, cuando el leñador la tiene entre sus manos es tan linda toda chiquitita con sus ropajes, me encanto me encanto!!

    ResponderEliminar

Todos los comentarios son bienvenidos: extensos, breves, los amo a todos por igual. Gracias por comentar y compartir!